Noticias

Izquierda Unida Castilla y León denuncia un ataque frontal a la sanidad pública desde la Junta

IU solicita la dimisión de Verónica Casado como Consejera de Sanidad antes de que la desmantele

Desde IUCyL alertan sobre las nuevas medidas de la Junta, de las que también hacen responsable al Partido Popular de Castilla y León. El impulso de las tele consultas rurales que ha anunciado Casado supone un agravio comparativo para los habitantes de nuestros pueblos que tendrán una atención a la salud de peor calidad. Esta propuesta implica que se cierren algunos consultorios rurales y que dejará de impulsarse hospitales comarcales.

La brecha digital en las zonas rurales y el envejecimiento de la población, además de la distancia con las y los profesionales hace que este tipo de medidas no sean eficaces a la hora de atender a este tipo de población. Estas medidas indican que no se está haciendo nada que retenga personal sanitario en nuestra CCAA. La consejería no soluciona el problema de fondo, sin impulsar medidas serias que mejoren la salud de la población de nuestros pueblos.

Según Juan Gascón, Coordinador de IUCyL, Verónica Casado ha fracasado como consejera de Sanidad de la Junta de Castilla y León y ha sido incapaz de realizar una reforma sanitaria de consenso. De eso es consciente el PP, que ha dejado hacer a su socio de coalición mientras se posicionaba en contra de algunas medidas en las Cortes de Castilla y León junto al resto de grupos parlamentarios.

Carmen Franganillo, coordinadora del área de salud de IUCyL explica que “La misma Junta que dice no encontrar personal para trabajar en el SACyL despidió a las plantillas COVID en cuanto acabó el Estado de Alarma. Además, la falta de atención a los profesionales de la Consejería ha provocado la renuncia en bloque de todos los miembros del Servicio de Alertas Epidemiológicas de Castilla y León. El órgano dejará de funcionar el próximo 31 de diciembre.

Los técnicos facultativos de este servicio han expuesto las razones de su dimisión, que basan en la situación de «deterioro progresivo del funcionamiento del Sistema» y el «reiterado incumplimiento de las obligaciones de las consejerías implicadas». Esta consejera ha sido especialmente dañina para la sanidad en Castilla y León. Su cese debería hacerse efectivo por dignidad y por respeto a la población castellana y leonesa, y antes de que las movilizaciones sociales lo pidan en la manifestación que se prevé para el próximo 19 de febrero.

Para finalizar, desde Izquierda Unida recalcan que “Verónica Casado ha culpado en estas últimas semanas a los profesionales del aumento de las listas de espera, listas que han aumentado por la falta de previsión de la Junta y por el maltrato a los y las profesionales de la sanidad pública.

La precarización del empleo del personal sanitario en Castilla y León es más que preocupante, y así es imposible fijar personal. En el maltrato al personal influye directamente la atención que puedan prestar al paciente. IUCyL considera que hace falta voluntad política para que mejore la sanidad pública en Castilla y León y ello pasa por que haya condiciones laborales dignas para nuestros y nuestras trabajadores sanitarios.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.