NoticiasPrensa

IU denuncia el alarmante aumento de las listas de espera.

Inversión pública y más personal, objetivos para disminuir las listas de espera.

Las listas de espera en la Comunidad no remiten, a pesar de que la Junta de CyL ha aumentado el grado de privatización en 4 puntos sobre 37, según la FADSP.

Castilla y León tiene, en estos momentos, y según la propia página de la Junta, a 42. 574 pacientes en demora quirúrgica estructural. La demora media total se sitúa en 139 días.

Desde IU instan a la Junta a “tomarse en serio de una vez el refuerzo de la sanidad pública, y a hacerlo fortaleciendo precisamente lo público, y no derivando fondos a empresas privadas, que, como puede comprobarse por las cifras, para nada han solucionado el problema de las listas de espera.”

Desde la organización recalcan que “la Junta no ha aprendido nada de la pandemia y se ha permitido el lujo de despedir el personal de refuerzo que se contrató en 2020″. Mientras «las listas de espera de la CCAA siguen sin llegar a tiempos razonables». Destacan además «sin contar el maquillaje de las listas al que ya nos tienen habituados. Añadido al «notable aumento de personas que recurren a la privada ante la desesperación, cuando tienen recursos para ello». La Junta pretende utilizar el caos que ella misma genera para vendernos las privatizaciones y los planes privados. Desde IU seguiremos luchando para que no tengan tan fácil vender nuestra sanidad.”

“Además, CyL se enfrenta a otro problema, el de las jubilaciones de personal, sobre todo médico, sin que se haya establecido ningún plan para sustituir a estos profesionales. Plan que debería llevarse a cabo entre sanidad y educación, y junto al Ministerio de Universidades, para garantizar que en unos años haya personal suficiente“.

Mayores inversiones adaptadas a la realidad de la comunidad.

Desde IU piden a la Junta “que se ponga a trabajar en ello desde este momento, y que se lleve esta cuestión al próximo Consejo Interterritorial. La Junta «está dando palos de ciego», hablando de aplicaciones y tecnología, pero «ninguna tecnología puede sustituir al personal sanitario». Menos en una CCAA con una población envejecida, con una estructura territorial diversa y amplia. Este contexto necesita mayores inversiones en cuidados por la edad de los habitantes. Así como el aumento de patologías crónicas que ello conlleva.” Para finalizar, IUCyL quiere recordar al Gobierno de la Junta que “tiene una responsabilidad con la ciudadanía. Las listas de espera ya aumentaron un 60 por ciento durante la pandemia, sin embargo, el nuevo consejero de sanidad, lo primero que hizo al hacerse cargo de la Consejería fue reducir personal y servicios.”

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.