• Izquierda Unida de Castilla y León propone un amplio debate social sobre los cuidados en la vida de las personas

    Los cuidados, se definen como aquellas actividades cotidianas que tienen como objetivo proporcionar bienestar físico, psíquico y emocional a las personas, una actividad que hay que desarrollar si o si y que provoca que se esté disponible de forma ininterrumpida. Es un trabajo que se desarrolla invisiblemente y que ha estado asociado a las mujeres, y que se dirige a sostener la vida. Los cuidos implican a su vez tareas de gran importancia social, considerable valor económico e implicaciones políticas notables.

    Según la Organización Internacional del Trabajo (OIT), en España se emplearon 130 millones de horas diarias en 2018 en trabajos de cuidados no remunerados, una cifra que equivale a 16 millones de personas trabajando ocho horas al día sin percibir remuneración alguna y al 14,90% del Producto Interior Bruto (PIB).

     

    Izquierda Unida de Castilla y León quiere señalar que el feminismo lleva años denunciando que nuestro modelo de organización social del cuidado está invisibilizado, feminizado, privatizado y desvalorizado; recayendo en las familias y fundamentalmente en las mujeres resolverlos. Las administraciones y las empresas han quedado muy al margen de la corresponsabilidad y la pandemia sanitaria ha sacado a la luz el colapso vivido, tanto en el sistema de salud como en el de cuidados.

     

    Los cuidados han sido el motor invisible de la economía capitalista y patriarcal, sistema que ha dependido y depende, del trabajo invisible y gratuito impuesto a las mujeres por el modelo tradicional; la esfera de los cuidados es imprescindible para garantizar la supervivencia.

     

    Izquierda Unida de Castilla y León cree necesario incorporar al sistema económico los cuidados y visibilizarlos como paso fundamental para que se dé la corresponsabilidad de empresas y administraciones públicas.

     

    La incorporación de las mujeres al empleo, como vía para conseguir autonomía económica y posibilitar su desarrollo personal, genero una crisis de cuidados en la sociedad. Las mujeres ya no estaban dispuestas a realizar sólo el trabajo de cuidados impuesto, y la doble jornada no resolvía el trabajo de cuidados. La solución que se da viene de la mano del mercado; se produce poca oferta pública y poco gasto público, lo que impulsa la mercantilización, se apuesta por facilitar la conciliación a través de la externalización y abaratando costes.

     

    Izquierda Unida de Castilla y León ve imprescindible abrir un debate social que resuelva de manera justa y sostenible la organización de los cuidados. Las propuestas existentes sobre conciliación no están resolviendo el problema, es un paraguas muy estrecho que sigue adjetivándose en femenino, los datos corroboran que la conciliación es “cosa de mujeres”, en Castilla y León concretamente las excedencias por cuidado de hijo e hija por parte de la madre rondan el 88,81%, y para el cuidado de familiares las mujeres ocupan el 83,33% de las mismas. El ejercicio de derecho de conciliación ha acabado reforzando el papel de las mujeres como “cuidadoras”, la realidad muestra como nos alejamos de los fines que vinculaban los derechos de conciliación con la igualdad y el avance de la corresponsabilidad, objetivos marcados por la normativa europea y la ley de igualdad de 2007.

     

    La brecha salarial de género en Castilla y León es de más de un 20%, las mujeres cobran por término medio un 20% menos que los hombres, por lo que el salario promedio anual femenino es un 79,5% del masculino.

    Esta situación de precariedad se ha visto acentuada con las medidas a tomar para frenar la pandemia del coronavirus. El 11 de marzo se cerraban los centros escolares y desde entonces niños y niñas están en casa, esta situación acentuó la complejidad de la conciliación al no poder hacer uso de los mecanismos que se utilizaban previamente: escuela, abuelos y abuelas. Se generalizo en el mejor de los casos el teletrabajo mientras se cuidaba de hijos e hijas en casa, como si ambas cosas fueran compatibles.

     

    Esta crisis ha señalado la necesidad de debatir que cuidados queremos para las personas mayores, para nosotras y nosotros cuando seamos mayores, lo sucedido en las residencias de mayores debe de abrir un debate social para responder de forma colectiva a los cuidados.

     

    Izquierda Unida de Castilla y León señala el papel fundamental de las administraciones públicas para garantizar cuidados dignos a lo largo de la vida y por ello creemos necesario impulsar un plan para la implementación de recursos públicos de cuidados a partir del resultado del estudio y el debate social. Una red de servicios públicos que genere empleo de calidad respondiendo a la necesidad del cuidado de las personas.

     

    Las instituciones deberán ser las garantes de la corresponsabilidad, propiciando leyes, servicios específicos que respondan a las necesidades reales, convirtiéndose en aliadas del feminismo y los hogares para facilitar entre todas y todos la satisfacción de esta necesidad social.

    más »
  • Izquierda Unida de Castilla y León se reúne con el Comité de empresa de Nissan Ávila para mostrarles públicamente su apoyo y su compromiso en la defensa de los puestos de trabajo.
    Tras la reunión mantenida desde Izquierda Unida de Castilla y León con el Comité de Empresa de Nissan Ávila la organización manifiesta su total apoyo a los trabajadores y trabajadoras de Nissan en Ávila.

    IUCyL insta a la Junta de Castilla y León, a promover todas las acciones necesarias para interpelar a la dirección de Nissan para que se comprometa con el plan industrial que firmó y al incremento progresivo de la carga de trabajo de la planta de Ávila.

    IUCyL muestra su preocupación por la gran cantidad de ayudas percibidas por Nissan por parte de la Junta de Castilla y León, la última fue de 50 millones de euros en mayo de 2018. Por tanto, entiende que dicha subvención tendría que estar condicionada al mantenimiento de los puestos de trabajo durante 20 años una vez se recupere en 2024 el pleno empleo en la planta.

    La organización regional considera que, en lugar de subvenciones, la Junta de Castilla y León tendría que estar condicionando su apoyo a contar con una presencia pública en el Consejo de Administración y a criterios de política industrial que favorezca a nuestra Comunidad en la producción de la empresa, como hace el Gobierno francés con Renault.

    Izquierda Unida de Castilla y León ha compartido su preocupación con el Comité de empresa por las noticias sobre el cierre de la planta de Barcelona, decisión que afectaría a miles de personas trabajadoras y sus familias, con quienes desea mostrar públicamente su solidaridad.

    Además, confía que la decisión de apostar por la planta de Ávila sea firme y conlleve el cumplimiento íntegro del plan industrial de Nissan en Ávila.
    IUCyL insta a la dirección de Nissan a replantearse sus decisiones drásticas respecto al cierre de la planta de Barcelona y exige una solución que permita el mantenimiento del empleo en nuestro país, tanto directo como indirecto, dadas las enormes consecuencias sociales que puede conllevar el cierre de la fábrica de Barcelona.
    más »
  • IU exige a la Junta de Castilla y León medidas contundentes para frenar el contagio de Covid-19 en las residencias de mayores.

    Izquierda Unida de Castilla y León ha exigido a la Junta de Castilla y León un conjunto de medidas para intentar frenar el elevado número de contagios y fallecimientos por COVID-19 que se están produciendo en las residencias de ancianos y en los centros para discapacitados de Castilla y León. Desde el inicio de la epidemia, han fallecido ya casi dos mil personas con COVID-19 o síntomas compatibles en alguno de los 1214 centros de este tipo que hay en la Comunidad Autónoma. En este momento son casi 4.000 las personas que han dado positivo en las pruebas de detección del virus.

     

    En concreto, Izquierda Unida reclama que se habiliten centros para proceder al aislamiento de los y las residentes según su grado de contacto con el virus. Propone atender a las personas que hayan enfermado en los centros asistenciales o en las propias residencias medicalizadas y buscar otros alojamientos diferenciados para quienes han dado negativo en las pruebas, para los positivos asintomáticos y para aquellos que han recibido el alta tras la enfermedad. Con el objetivo de conseguir esta separación real de las personas mayores, plantea recurrir a alojamientos públicos y privados que en la actualidad están sin utilizar como hoteles, residencias de estudiantes o edificios religiosos.

     

    Izquierda Unida reclama además a la Junta de Castilla y León que ofrezca datos concretos de fallecidos, enfermos y contagiados asintomáticos en cada una de las residencias, públicas o privadas, de la Comunidad. Estos datos permitirían conocer la situación en todas las residencias con el fin de adoptar las medidas más convenientes.

     

    Izquierda Unida considera imprescindible y urgente realizar pruebas de detección del virus a todas las personas residentes y trabajadoras en estos centros, así como dotarlos de material de protección suficiente y adecuado. Solicita también que se les proporcione la formación necesaria para su manejo con garantías.

     

    Asimismo, insiste en la necesidad de tomar medidas para humanizar las cuarentenas que permitan a los internos mantener el contacto con sus familias a través de dispositivos electrónicos, contribuyendo a paliar en lo posible los sentimientos de soledad y temor que en estos momentos pueden estar afectando a muchos y muchas ancianas.

     

    Izquierda Unida reclama también aumentar la plantilla en las residencias de mayores y personas discapacitadas, realizando nuevas contrataciones que posibiliten disminuir el stress y la sobrecarga laboral del personal profesional de estos centros.

     

    Izquierda Unida considera que estas medidas han de plantearse para responder a esta situación de urgencia, pero subraya que la situación provocada por esta enfermedad ha dejado en evidencia la necesidad de un cambio en la atención a los y las ancianas. Nuestros/as mayores han de poder envejecer manteniendo su dignidad y todos sus derechos intactos, incluido en primer lugar el derecho a la asistencia sanitaria. Desde Izquierda Unida consideran que dicho cambio será posible únicamente mediante un modelo de residencias de preeminencia Pública total, en la Gestión, Atención y Supervisión de las mismas. Solamente atendiendo a criterios de Salud y Bienestar de las personas mayores, apartando el beneficio económico, estarán garantizados los derechos de nuestra población de mayor edad concluyen fuentes de la coalición. Y en este aspecto la formación incide en la necesidad de intervenir directamente en los centros de gestión privada priorizando aquellos que se haya detectado una problemática más urgente.

     

    Considerando estas medidas como prioritarias y la necesidad de aplicarse inmediatamente desde izquierda unida se ha procedido a registrar un documento detallando el desarrollo de las mismas tanto en gerencia territorial de servicios sociales como en Consejería de Sanidad a la espera de recibir respuesta lo antes posible.

    más »
    Descarga pdf 111,31 Kb
  • 8 de marzo 2020: feminismo en lucha.
    Se cumplen 110 de la propuesta de salir a la calle el 8 de marzo para conmemorar el día internacional de la mujer. Este 8 de marzo continuamos la lucha que comenzaron las mujeres hace más de cien años contra la desigualdad, la discriminación, contra el capitalismo patriarcal.
    Izquierda Unida de Castilla y León hace un llamamiento para sumarse a todas las movilizaciones que en todas las ciudades y pueblos de nuestra comunidad organice el movimiento feminista este 8 de marzo.

    “sin las mujeres se para el mundo” Sin las mujeres ni se produce ni se reproduce, las mujeres participamos en todos los espacios de la vida y realizamos los trabajos esenciales para que la sociedad funcione.

    La vida de las mujeres está atravesada por un elemento que caracteriza al capitalismo y al patriarcado:
    La división sexual del trabajo. En casi todas las sociedades actuales se encuentran diferencias basadas en el género con respecto a trabajos que realizan hombres y mujeres. Estas diferencias son resultado de las formas de organización social y el reparto genérico del mundo público (para los hombres) y el privado (para las mujeres). La gran parte de la actividad necesaria para la reproducción social de la especie se realiza fuera del ámbito productivo y determina que las mujeres no estamos presentes en igualdad de condiciones en la esfera pública donde se desarrolla la actividad productiva.
    El neoliberalismo se encuentra en una crisis profunda, y para resolverla, presiona de manera brutal sobre la vida de las mujeres. Recuperar la tasa de ganancia del capital mediante la privatización de servicios públicos con los que los estados se corresponsabilizan de algunas tareas de cuidados agrava la crisis de reproducción social y la vida de las mujeres.
    Se calcula que el trabajo de cuidados nos remunerados de los hogares en todo el estado, equivale a 2,8 millones de empleos del sector servicios a tiempo completo.

    Las mujeres seguimos cuidando mayoritariamente, a nuestros seres queridos, a los hijos e hijas, a nuestros mayores y dependientes, somos las que sostenemos la vida sin ningún tipo de reconocimiento social.
    El feminismo nos ha dado el horizonte de pensar una maternidad en libertad, una opción para las mujeres y no una imposición patriarcal. Sin embargo, la decisión de la maternidad no se produce en libertad, sino que está condicionada por cuestiones sociales. Es necesario cambiar radicalmente la visión patriarcal del mundo laboral para que este se adapte a la crianza en vez de “forzar la maternidad para que se adapte a las exigencias del mercado”.
    La contradicción capital-vida se expresa con crudeza en el ejercicio de la maternidad, es ahí donde recae en las mujeres mayoritariamente el cuidado y afectará a todas las fases de su vida.

    -El 91% de excedencias no retribuidas por cuidados de hijos/as las piden las mujeres.
    -Las familias monoparentales con hijo/a están constituidas en un 85% por mujeres. Un 56% se encuentra en riesgo de pobreza.
    -Una gran parte de las desigualdades salariales están provocadas por las interrupciones que realizan las mujeres en la vida laboral en época de crianza o cuidados de personas dependientes.

    La desigualdad instalada en nuestra sociedad, se reproduce en el mundo del trabajo remunerado; la mayoría de la actividad laboral en las mujeres se concentra en aquellas ocupaciones que tienen que ver con los roles de género. Las mujeres ocupamos la inmensa mayoría de puestos de trabajo más degradados e invisibles. Limpiadoras, cajeras, teleoperadoras, empleadas de hogar, cuidadoras; muchos de estos trabajos sin contratos, sin horarios y sin derechos, en los que, además, las mujeres migrantes se encuentran en situación de mayor vulnerabilidad que el resto. La brecha salarial de género se sitúa ya en el 24,2 por ciento en Castilla y León y cada año va aumentando medio punto porcentual.
    La temporalidad y la parcialidad nos acosa, casi el 63% de los contratos a tiempo parcial en nuestra comunidad son firmado por mujeres. En castilla y León el salario medio anual de una mujer es inferior al de los hombres en más de 5000 euros, repercutiendo después en las pensiones.
    Sentimos la violencia machista en todos los ámbitos de nuestra vida, en la educación, en los trabajos; la violencia hacia las mujeres hay que entenderla en un sentido amplio y no únicamente en lo que concierne a la pareja. Es difícil encontrar mujeres que no hayan sufrido a lo largo de su vida algún tipo de violencia machista. La intimidación que hemos sufrido históricamente (desde la caza de brujas hasta la expulsión de la historia) y las nuevas amenazas que existen ante la voz de las mujeres.

    El capitalismo está agotando los límites del planeta, se avecinan graves crisis de acceso a los recursos-los desastres naturales provocados por el cambio climático, la contaminación de alimentos y agua- empeoran nuestras condiciones de vida en un mundo cada vez mas desigual e injusto para las mujeres.
    Por eso desde Izquierda Unida de Castilla y León también lo tenemos claro, el feminismo no es sólo una lucha de las mujeres, es un prisma que amplifica nuestras luchas, interpelando directamente a las realidades materiales de quienes más sufren y creando alianzas para cambiar las desigualdades que vivimos día a día la clase trabajadora.

    Las mujeres movemos el mundo y vamos a cambiarlo.
    El día 8 de marzo llenemos nuestras calles de feminismo y lucha.más »
  • Jornadas de formación de simpatizantes, militantes y cargos públicos de IUCyL

    Jornadas de formación de simpatizantes, militantes y cargos públicos de IUCyL:
    Lugar: Valladolid, sede IU Calle Jardines 1, bajo.
    Fecha 15 de febrero de 10:30 a 18:30.
    Organiza: Izquierda Unida Castilla y León

    Programa:

    10:30 Inauguración Jornadas
    Daniel González Rojas- Responsable de municipal de IU Federal.
    Jorge Barragán.- Portavoz y secretario de organización de IUCyL

    11:00- 12:00 Presupuestos.
    Los documentos presupuestarios, presupuesto de ingresos y gastos, … Presupuestos participativos.
    Alberto Bustos. Concejal del Ayuntamiento de Valladolid.
    Virginia Carrera. Concejala del Ayuntamiento de Salamanca.

    12:30-14:00 Mesa Redonda.

    Ecologismo social y municipalista. Javier Gutiérrez.
    Feminismo en nuestras políticas municipales. Yolanda Rodríguez. Responsable del área de mujer de IUCyL.
    Lo provincial y cómo trabajarlo. Virginia Hernández. Alcaldesa de San Pelayo y Diputada provincial de Valladolid.
    Desde lo municipal a lo autonómico, estatal y europeo. José Sarrión. Procurador en las Cortes de CyL de IUCyL desde el 2015 hasta el 2019.


    16:00-17:00 Grupos de trabajo de diversas realidades municipales.
    Inmatriculaciones de la Iglesia. Carmen López (Coordinadora Recuperando)
    Las cuentas en los grupos municipales. Laura Fernández. Responsable de Finanzas de IUCyL.
    Hacia dónde van las candidaturas municipalistas de IUCyL. Juan Gascón. Responsable de política municipal de IUCyL.


    17:00-18:00
    Coordinación de políticas municipales entre municipios.
    Trabajo por grupos en función de la cantidad de habitantes en el Ayuntamiento y puesta en común de estrategias para llevar a cabo desde IUCyL. Municipios pequeños, medianos y mayores de 20.000 habitantes.

    18:00
    Clausura de las jornadas.

     

    INSCRÍBETE!

    más »

Actualidad política
  • IUCyL solicita la apertura de las consultas médicas presenciales.
    lunes, 03 de agosto de 2020
    IUCyL solicita la apertura de las consultas médicas presenciales.
    Desde las organizaciones sindicales están detectando un problema entre las y los trabajadores que no pueden tener el teléfono disponible en el puesto de trabajo. Entre las conversaciones que hemos tenido, en el sector industrial nos han comentado que no pueden acudir a consulta médica telefónica porque en las empresas no se permite tener el móvil durante la jornada laboral.

    Entendemos que durante la parte más cruda de la pandemia se tomara la decisión de que la consulta de atención primaria se hiciera de manera telefónica, pero no que lo excepcional se convierta en definitivo cuando podemos preparar las consultas para atender presencialmente a quienes lo soliciten.

    Desconocemos de qué manera estas empresas están dando bajas médicas a sus trabajadores y trabajadoras sino se les permite siquiera la atención sanitaria telefónica e invitamos a los Comités de prevención de seguridad y salud a que se pronuncien a favor de establecer medidas de atención a los y las trabajadoras que están en estas circunstancias.
    Desde IUCyL hacemos una llamada a la Consejería de Sanidad para que las y los pacientes puedan acudir a las consultas médicas presencialmente de manera ordinaria. Y a que implemente las medidas necesarias para que no se produzca un deterioro de la atención sanitaria en nuestra Comunidad, entre ellas la contratación de personal sanitario y auxiliar para adaptar la atención sanitaria durante la vigencia del COVID-19.

    La atención telefónica debería ser excepcional en atención primaria y hospitalaria. Y no puede ser una reacción estratégica que tape la falta de personal sanitario, ya que hace más difícil la prevención y la atención sanitaria adecuada en la mayoría de enfermedades donde se está recetando y diagnosticando sin una atención presencial.

    Es inevitable que se recuperen las consultas presenciales entre pacientes y profesionales de la salud, no solo para solventar determinados problemas que se están produciendo en empresas que precarizan la salud de las y los trabajadores de Castilla y León sino porque los diagnósticos que se pueden hacer con la exploración y observación son más adecuados que en el caso de la atención telefónica. Y la salud tiene también que ver con una relación entre profesional y paciente que tiene que ver con la confianza mutua y con la relación directa entre ambos.

    A IUCyL le sigue preocupando la voluntad de la consejería de Sanidad de modificar el servicio sanitario en las zonas rurales precarizándolo, centralizándolo en las cabeceras de comarca y colaborando en vaciar más lo pueblos de Castilla y León. Sobre todo, en estas fechas en las que la población rural de Castilla y León aumenta por la presencia masiva de personas que tuvieron que irse de nuestra Comunidad y vuelven a los pueblos de forma testimonial y unos días, al no haber podido encontrar en Castilla y León una tierra donde poder llevar a cabo sus proyectos de vida y los de sus hijos e hijas.
    más »
  • IUCyL ante la mala gestión de personal en educación y la no concesión de comisiones de servicio humanitarias.
    sábado, 25 de julio de 2020
    IUCyL ante la mala gestión de personal en educación y la no concesión de comisiones de servicio humanitarias.
    Desde IUCyL queremos reclamar que se atiendan las solicitudes de comisiones de servicio humanitarias al personal docente de la Consejería de Educación de Castilla y León en las mismas condiciones que el resto de años.

    IUCyL critica que tras el esfuerzo de los y las profesionales de la educación pública y el compromiso de las familias y el alumnado y una finalización del curso académico ejemplar, la Consejería de Educación de Castilla y León hace dejación de funciones en la valoración de las solicitudes de comisiones de servicio en atención a situaciones sobrevenidas del profesorado para el curso académico 2020/2021.

    La Consejería de Educación ha decidido que este curso, en el que más circunstancias excepcionales pueden darse por causa del COVID-19, no se reúna la Junta Evaluadora de las solicitudes de forma ordinaria, por lo que los y las docentes con situaciones sobrevenidas que requieran de una comisión de servicio de este tipo no tendrán respuesta en tiempo y forma antes de que comience el curso.

    Lógicamente, este proceso debería realizarse antes de que se establezcan las preceptivas vacantes para personal interino donde debería producirse un sustancial incremento del personal docente de cara al próximo curso para garantizar una vuelta segura a los centros educativos.

    Desde IUCyL reclamamos que se invierta en educación pública por parte de la Junta de Castilla y León la misma cantidad proveniente del fondo COVID del Gobierno Central (1.600 millones de euros para toda España) y desde la Comunidad Autónoma se solicite al Gobierno la utilización de fondos específicos provenientes del acuerdo europeo para educación pública.

    El curso escolar 2020-2021 será excepcional y ante circunstancias excepcionales la Consejería de Educación tendría que estar planificando en los Centros está excepcionalidad, contando con los y las directoras de los Centros educativos, los sindicatos y las familias para minimizar el riesgo de extensión del virus en los centros educativos, garantizando la escolarización presencial del alumnado con todas las medidas de seguridad, higiene y sanidad necesarias.

    El Coronavirus ha agudizado algunas carencias de la escuela pública, sobre todo para el alumnado con más dificultades, a quienes tienen más problemas por la brecha digital y ello hace que los Centros y las autoridades educativas tengan que tener un plan de contingencia por si hubiera rebrotes en los centros o localidades, para que toda la Comunidad Educativa supiera cómo actuar.

    Lamentamos la falta de compromiso de la Junta de Castilla y León respecto al incremento de personal en los Centros públicos, ya que con el mismo personal y medios que el curso pasado no se va a poder llevar a cabo el próximo curso.

    Desde IUCyL también reclamamos a la Dirección General de Recursos Humanos de la Consejería de Educación el mismo compromiso en el ejercicio de sus funciones que el que ha demostrado el personal docente durante la pandemia, y que atienda las solicitudes de comisiones humanitarias con la rigurosidad que requieren.
    más »
  • IUCyL reclama a la Junta un plan de calidad del aire en Castilla y León.
    miércoles, 22 de julio de 2020
    IUCyL reclama a la Junta un plan de calidad del aire en Castilla y León.
    Izquierda Unida de Castilla y León reclama que la Junta de Castilla y León lleve a término la legislación contra el Ozono tal y como sentencia el Tribunal Supremo. Nos parece lamentable que, ante estos temas tan relevantes para la salud pública, tenga que ser Ecologistas en Acción quien recurra hasta altas instancias judiciales para que la Junta haga su labor y elabore planes de calidad del aire para controlar el ozono troposférico en nuestra Comunidad.

    El ozono troposférico es un gas contaminante secundario muy complejo que se forma a partir de otros, entre ellos, los producidos por los tubos de escape de los coches o los hidrocarburos. Provoca irritación de ojos y vías respiratorias superiores, reducción de la función pulmonar, un incremento del riesgo de enfermedades respiratorias agudas y el agravamiento de patologías cardiovasculares.

    El Ozono malo es el contaminante más extendido y el que afecta a mayor cantidad de población. Los índices de este contaminante se superaron en las zonas de Salamanca, Duero Norte, Duero Sur, Montaña Sur, Valle del Tiétar y Alberche, y sur y este de Castilla y León. Diversos cálculos estiman que la contaminación afectaría en Castilla y León alrededor de un millón y medio de personas.

    Se trata de llevar a cabo la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León (noviembre de 2018) que el ejecutivo autonómico recurrió al Tribunal Supremo y que este ha desestimado. La Junta de Castilla y León se escudaba en la naturaleza “suprarregional y transfronteriza” del gas y en que las medidas locales tienen “muy poca incidencia sobre la presencia de esa sustancia en la atmósfera”. Pero el Tribunal Supremo desautoriza este planteamiento, lo que implica que tiene que hacer una propuesta de plan para la protección de la atmósfera y para minimizar los efectos negativos de la contaminación en Castilla y León, aunque no haya un plan Estatal.

    Además, IUCyL llevará a todos los Ayuntamientos de Castilla y León donde tiene representación mociones sobre la necesidad de realizar planes de calidad del aire en todas las ciudades de nuestra Comunidad para reducir los índices de contaminación por Ozono en nuestra Comunidad. Y llevará la propuesta al Grupo parlamentario de Unidas Podemos para la elaboración de una Plan estatal de calidad del aire en España.
    más »
  • IUCyL critica que la Junta no invierta en Escuela pública para adaptar los Centros a la nueva normalidad.
    martes, 21 de julio de 2020
    IUCyL critica que la Junta no invierta en Escuela pública para adaptar los Centros a la nueva normalidad.
    Desde que se declarara el estado de alarma en España los centros educativos de Castilla y León han permanecido cerrados y no volverán a abrirse hasta septiembre. Nos extraña que el plan de la nueva normalidad de la Junta de Castilla y León sea no tener un plan para adaptar el sistema educativo a la pandemia del Coronavirus.

    Desde IUCyL no entendemos que en la instrucción de la Consejería de Educación de Castilla y León con el protocolo de prevención y organización del regreso a la actividad lectiva no haya apenas cambios con respecto a cursos anteriores y que se cargue con la responsabilidad del funcionamiento a los equipos directivos de los centros educativos sin apenas inversión, ni siquiera una previsión de los fondos aportados por el Gobierno de España para la Escuela Pública.

    Que los exámenes de septiembre vayan a ser de manera presencial y volver a las aulas sin tener correctamente planificado qué va a suceder en función de la evolución del virus en las diversas zonas educativas nos parece un error que se pudo cometer en marzo por falta de previsión pero que no debe volver a suceder ante un rebrote en algunas zonas de Castilla y León o en toda la Comunidad.

    IUCyL exige que la vuelta a la normalidad sea sin riesgos: para el alumnado, para las familias, para el profesorado y con garantías de afrontar una educación pública y de calidad que hoy tiene más necesidades de políticas públicas que antes de la pandemia.

    El número de alumnado por aula, que se incrementó con los recortes en Educación en la crisis económica del 2008, es un impedimento para llevar a cabo metodologías activas, para la atención a la diversidad y para los apoyos necesarios al alumnado. A todo ello, se suma la imprescindible adaptación de todos los currículos para la recuperación de las competencias no adquiridas el curso anterior, la necesaria formación del profesorado y del alumnado en las nuevas tecnologías y la lucha para disminuir la brecha cultural y digital que la pandemia ha agudizado.
    Por todo ello desde IUCyL, junto a las organizaciones que conforman la comunidad educativa, reclamamos una mayor inversión en Educación Pública que nos acerque a la media europea del 7% del PIB, para que permita: entre otras medidas, bajar ratios y aumentar plantillas. Unas medidas que hoy más que nunca exigimos a la Junta de Castilla y León para poder garantizar la salud de la comunidad educativa y afrontar las nuevas necesidades educativas, que se desprenden de las tareas marcadas en las Instrucciones de la propia Consejería.

    Seguir igual que hasta ahora, es abocar al cierre de los centros en el inicio del curso. Es necesario que los equipos directivos de los centros sepan con qué plantilla y medios cuentan el próximo curso, porque, de lo contrario, supone que la “nueva normalidad” no solamente no es nueva, si no que se descargan todas las responsabilidades sobre los Centros educativos, los equipos directivos y el profesorado.

    Desde IUCyL pensamos que el momento de apostar fuerte por la educación pública y de calidad, porque es la que garantiza el derecho a la educación para todas y para todos. Para ello exigimos una mayor inversión para, en un primer momento revertir los recortes en educación, y para ponernos a la altura de la inversión de la media europea después, para los cual cuenta con las mayores aportaciones del Gobierno del Estado y las que la Junta tiene que realizar reflejándolo en sus presupuestos.
    más »


  • Ver todas las noticias »
Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.Entendido